¡Esta primavera prepárate!, cuidados del jardín

La primavera es una época en la que más labores de cuidado requiere nuestro jardín. Una vez ha pasado el invierno, las plantas entran en unas condiciones climáticas ideales, pero también lo son para plagas y enfermedades por lo que debemos estar alerta.  De igual manera debemos prepararlas para soportar el clima extremo que se viene en verano. En Jardinería del Valles, nada se nos pasa, por eso aquí están los principales cuidados del jardín en primavera.

¿Que labores se realizan en primavera para plantas y flores?

Las hortalizas, aromáticas, bulbos y flores que hemos sembrado en otoño, en su mayoría están listas para cosechar. De igual manera, debemos alistar las siembras de las plantas y flores que darán su producción en otoño. Ya que en esta época contamos con las condiciones climáticas ideales, debemos garantizar que nuestra semilla sea de alta calidad para que germine adecuadamente.

Siembras de primavera

En esta estación hay gran cantidad de plantas que podemos sembrar que pueden ser favorecidas por sus condiciones climáticas. Tanto aromáticas, como flores, bulbos y hortalizas tienen una alta probabilidad de éxito en siembra para algunas de ellas.

Cosechas de primavera

Que cosechar en primavera

La época ideal de cosecha de las plantas que hemos sembrado en otoño, en general se hace en primavera. En este caso cortaremos las flores y bulbos y cosecharemos las hortalizas y aromáticas que ya estén listas.

¿Cómo podemos cuidar nuestro césped?

mantenimiento y reparación del césped en primavera

En la primavera el césped requiere de muchos cuidados. Pues durante este periodo es cuando más lo utilizamos seguido del verano. Adicional a esto viene de unas condiciones climáticas adversas como lo es el invierno que lo han dejado débil y susceptible a plagas y enfermedades. Algunas labores de mantenimiento y reparación del césped incluyen el corte, rastrillado, aireado y el manejo de riego y fertilización.

Tareas a realizar en nuestro jardín en primavera

Tareas de nuestro jardín en primavera

Preparación de suelo

Para las siembras de primavera debemos antes preparar el suelo para que este reúna los requisitos tanto físicos como químicos que nuestra semilla requiere. Lo primero que debemos hacer es un labrado, dándole la vuelta al suelo y rompiendo terrones.  Si tenemos compostadora, es el momento de abonar con los productos de este que hemos venido preparando desde el otoño. Esto dará al suelo un importante aporte de materia orgánica.

Fertilización

Se realizará una primera fertilización iniciando primavera, la cual debe ser rica en nutrientes mayores como Nitrógeno, Fósforo y Potasio. De acuerdo a las plantas que tenemos en el jardín este abono se aplicará de acuerdo a las instrucciones del empaque. Una vez se va acercando el verano al finalizar la primavera es recomendable hacer una segunda fertilización, en este caso necesitaremos tanto macro-nutrientes como micronutrientes y para garantizar una mejor absorción de la planta lo mejor es un abono líquido.

Plagas y enfermedades que aparecerán en nuestro jardín en primavera

Control de plagas y enfermedades en primavera

El control de plagas y enfermedades es de vital importancia, ya que suelen aparecer insectos y hongos que se favorecen con las condiciones de luz, temperatura y humedad propias de esta época. Para el manejo de enfermedades debemos estar alerta y actuar antes de que aparezcan, por eso es recomendable el uso de un fungicida a base de cobre para protección. Algunos de los principales insectos que aparecen son hormigas, cochinillas, caracoles y babosas, pulgones y ácaros entre otros. Estos dejan daños nefastos en nuestras plantas de huerto y jardín.

Control de malas hierbas

Debemos evitar que las malas hierbas aprovechen del abono que vamos a hacer en nuestras plantas, por esta razón quitarla va a ser una de las primeras labores a realizar en primavera. Lo podemos hacer mediante desyerbe manual o aplicar un herbicida con el cual reduciremos su presencia notablemente.

El riego

Durante la primavera, el riego se va a distribuir de acuerdo a las necesidades que tenga la planta. Por eso lo mejor es estar observando nuestras plantas. Se puede decir que inicialmente durante marzo y abril debemos regar con menos frecuencia, pues aun se presentan lluvias y si provocamos encharcamiento favoreceríamos las condiciones para proliferación de enfermedades. En los meses de mayo y junio cuando ya se esta acercando el verano es recomendable hacer riegos cada 15 días garantizando un buen aporte de agua.

En Jardinería del Valles contamos con una amplia variedad de semillas, abonos y productos fitosanitarios que te facilitarán todas las labores a realizar durante los meses de primavera.

 

 

Comparte este post

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Estas interesado en nuestros servicios?

Consultanos o Pídenos presupuesto

estaremos encantados de ayudarte con cualquier duda que tengas

Ten en cuenta que sólo instalamos por la  zona de Cataluña
Pero el suministro del material es por todala Peninsula y Francia

¿EN QUE ESTÁS INTERESADO?

GRACIAS!

Hemos recibido tu petición

Nos pondremos en contacto contigo a la mayor brevedad posible